Éstas son las favoritas en nuestra familia. Con mantequilla de reses alimentadas con pasto, parmesano y piel crujiente, ¿a quién podría no gustarle? Usar parmesano no es realmente paleo, así que si eres estricto con tu dieta paleo, déjalo por fuera. ¡Aun así son deliciosas!

 

Ingredientes

  • Un kilo de alitas y muslos de pollo
  • 2 cucharadas de hierbas provenzales (o condimento italiano)
  • 4-5 dientes de ajo, picados y triturados
  • 2 cucharadas de grasa de tocino o aceite de coco
  • 1 cucharada de mantequilla de reses alimentadas con pasto (preferiblemente Kerrygold)
  • 1-2 cucharaditas de sal marina

Precalienta el horno a 400°. Extiende una cucharada de la grasa de tocino o aceite de coco en una plancha para hornear. Pon las piezas de pollo en la plancha, asegurándote de que estén bien regadas. Cuece las piezas de pollo en el horno precalentado 10-15 minutos cada lado, drenando jugos y volteándolas a la mitad. Ya deben estar por quedarse sin jugo.

Mientras se cocinan, pica el ajo y agrega una cucharada de grasa de tocino, mantequilla, especias, sal y ajo a una olla pequeña. Cuece las especias y ajo en aceite por alrededor de 5 minutos hasta que tengan aroma.

Saca el pollo y ponlo en una ensaladera grande. Vierte la mezcla de ajo sobre las piezas y remueve hasta que estén recubiertas. Vuelve a poner el pollo en la plancha de hornear y extiende. Cuece otros 20-30 hasta que esté dorado y crujiente.

Si usas parmesano, saca el pollo y ponlo en la ensaladera una vez más, añade parmesano a la ensaladera y remueve para cubrir todas las piezas.

¡Disfruta!

4-6 porciones (si te gusta compartir)

Suscríbete a nuestro boletín

Únase a nuestra lista de correo para recibir las últimas noticias 
y actualizaciones de nuestro equipo. Además obtenga
un 10% de descuento en su primera compra.

You have Successfully Subscribed!

Pin It on Pinterest

Share This

Share This

Share this post with your friends!